Gustavo Pecoraro Brondino|Crea tu insignia

14 septiembre, 2010

Dark


A menudo sueño con la muerte
con mi muerte.

Más que morir pretendo
seguir viviendo no muerto.

Tantas palabras hacemos de deberes
para confortar a tatita desde pequeños,
tantas oraciones que venimos repitiendo
tantos coros de salvaciones
tantas suplicas por tal o cual
por cómo y porqué.

Por puro coraje
tan irresponsable y pagano,
me encomiendo al futuro
y a un Universo cada vez más incierto .

La tremenda certeza que una vez más fue igual,
vuelva a acompañar eternas noches llenas de vacío,
abundantes de miedo,
más pensar y repensar la manada.

Todo lo perdimos en un dos por tres,
parado de frente a la nada
con los bolsillos repletos de ganas y las manos atadas por detrás,
sangrándonos las venas,
chorreando las penas,
manchando las camas que antes llenamos
con ¿qué?
con ¿quién?

Me niego a pensar que todo es en vano,
fútil
etéreo.

Que todo termina
mandato de Dios...

Prefiero endiablarme llenarme de bronca.

Pensar en la muerte -mi muerte- no calma la angustia,
ni aplaca la pena,
ni salva el alma,
ni da esperanzas,
simplemente, me mata de a poco.

No será nunca lo único mortal que tengo en mi vida.



14 septiembre, 2010

No hay comentarios: